miércoles, 5 de noviembre de 2008

Diosas Interiores HERA


HERAH era es hija de Cronos y Rea y sus nodrizas fueron las Horas (diosas de las estaciones).Hera sucumbió a los encantos de su hermano cuando éste se convirtió en cuco, ella arropó el animal para protegerlo del frío, y fue entonces cuando Zeus tomó su forma natural, violándola a continuación. Hera en algunas ocasiones y debido a las numerosas discusiones que le enfrentaban a su marido decidió abandonarlo, pero Zeus siempre logró que volviera junto a él.En un principio, Hera rechazó los amores de Zeus; sabedora de sus frecuentes infidelidades se negó a corresponderle, pero con el tiempo éste la convenció, la engañó y la dominó. Finalmente haciéndola suya, se casaron. La noche de bodas duró 300 años, cifra que en forma simbólica representa los largos periodos de armonía que hubo en un principio entre la pareja olímpica.Hera es la más grande de las diosas del Olimpo y la esposa legítima de Zeus.Hera fue convertida en madre de todos los dioses y ella es la protectora por lo tanto de la familia y del matrimonio. A pesar de ello, Hera tuvo que lidiar constantemente con los devaneos amorosos de Zeus, sus celos provocaban una ira descontrolada que la hacían ser temida por aquellas/os que sucumbían a las tentaciones de Zeus, o quienes se convertían en hijos ilegítimos del Dios. Hera poseía una gran belleza, lo que le llevó a ser una de las tres diosas que se disputaron la manzana de oro, lanzada por Discordia, en la que se leía inscrita " a la más bella" y que inició la Guerra de Troya. Al no recibir la manzana en favor de Afrodita, Hera se posicionó del lado griego. Hera tuvo varios hijos: Hefesto (al cual tiró del Olimpo debido a sus deformidades), Ares (Dios de la Guerra), Hebe (Diosa de la juventud) y Ilítia (diosa protectora de los partos y la maternidad). La mitología está llena de historias que reiteran su carácter celoso y castigador, pero no es menos cierto que también muestran el profundo amor que tiene por Zeus y por la protección de su familia.Es la divinidad protectora del mundo femenino, patrona de las mujeres casadas y del matrimonio.A menudo esta diosa está irritada por las infidelidades de Zeus; lo ha amado y cuidado constantemente pero nunca ha logrado perdonarle sus frecuentes adulterios. Hera ha volcado su ira en "las otras mujeres" y en los hijos concebidos por éstas.La diosa Hera hoy.Representa a la mujer que anhela casarse porque se siente incompleta sin una pareja. Su motivación principal es el matrimonio porque desea ser la "Señora de Alguien" para ser reconocida socialmente.Cuando una mujer del arquetipo de Hera es engañada por su marido, canaliza su ira vengativa hacia la "otra" y hacia los hijos que no tuvo con ella, actuando con dolor y rabia; sin embargo se siente poderosa en lugar de rechazada, lo que le permite aparentar ser la esposa leal cuyo marido es el centro de su vida.Considera inconcebible el divorcio; incluso si éste llega a darse, ella seguirá mentalmente casada, conservando su rol de la primera señora o de esposa legítima durante toda su vida.Esposa comprometida Arquetipo de Hera Es la mujer en la cual la meta central de su existencia es el matrimonio. Tener pareja es esencial para su vida. Se compromete seriamente, es leal y fiel en sus relaciones pero cuando se siente desdeñada y traicionada puede reaccionar con violencia. Busca adaptarse para agradar a su pareja y la convierte en el centro de su existencia. Esto la lleva, mucha veces, a sentirse oprimida con el paso del tiempo y frustrada, sobre todo, si la relación no es lo que ellas esperan. Tienen que poder aprender a ser protagonistas de sus propias vidas y no hacerla girar en torno de un hombre. Por otra parte puede se la mujer compañera leal que sostiene una relación de paridad con el hombre, que comparte sus proyectos y lo ayuda a crecer pero que siempre permanece un paso atrás de este. Para trabajar la envidia Cuerpo físico: páncreas, hígado, cartílagos, sistema digestivo, patologías expansivas, dilataciones, degeneraciones, grasa, hipertensión. Cirrosis, ojo derecho.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada